lunes, 23 de abril de 2018

Fomentar la lectura es construir libertad



Día del libro y de derechos de autor (23 de abril)

OBJETIVO DE LA JORNADA:   Fomentar la lectura entre todos los públicos, la creación literaria y el respeto a la propiedad intelectual.
7 consejos para fomentar el gusto por la lectura:
La lectura favorece el desarrollo psicológico y afectivo en los niños, además de permitirles experimentar sensaciones que les ayudarán a aprender y madurar. Sabemos que la lectura mejora la capacidad lingüística del ser humano y si bien hay hábitos que parten en casa, como profesores podemos ser determinantes en los cimientos del futuro adulto lector.
A continuación ofrecemos algunos consejos para fomentar el gusto por la lectura desde el aula:
  1. Lectura en etapa preescolar. Para los más pequeños, que aún no saben leer, es muy relevante fomentar la lectura. Una idea es leerles cuentos que capten su interés, que ellos vean que es parte de un libro. De este modo tendrán interés por buscar las historias por su cuenta.
  2. Haz que se perciban a si mismos como lectores. Diferencia entre una rutina tediosa y el hábito, generando espacio en el aula para que todos lean. Este espacio debe ser sistemático, vale decir, todos los días, en el mismo horario. Los estudiantes se percibirán como lectores, visión que los acompañará en su adolescencia.
  3. Jamás utilices como castigo el quedarse en silencio leyendo un texto. Esto hará que perciban la lectura como algo desagradable y no querrán hacerlo por cuenta propia.
  4. Cambia el punto de vista. Si queremos hacer de esta experiencia algo agradable y que perdure en el tiempo, debemos distinguir qué puede resultar menos tedioso y más interesante para los alumnos. Si el programa exige un texto que esperamos tenga baja recepción, fomentemos el interés hacia este cruzando estímulos (viendo una película u obra de teatro que hable de algo similar, asociar la historia a un tema de su interés, etc).
  5. Proporciona una diversidad temática. Como profesores comprendemos que cada niño es un mundo diferente y por lo mismo este punto es esencial para captar el interés de la mayoría (si no de todos) alumnos. Llévalos a la biblioteca para que sepan que hay un mundo de historias entretenidas por leer.
  6. Dramatiza las historias. Selecciona un fragmento de un texto que pueda resultarles interesante. Analícenlo previamente y luego haz que algunos alumnos lean en voz alta, del modo más expresivo posible. Esto generará interés y los hará pasar un momento ameno.
  7. Compartir los gustos. Que niños y adolescentes compartan el gusto por la lectura entre sus pares genera un sentimiento de pertenencia. Un buen ejercicio para fomentar esta actividad sería motivar diariamente a que cada alumno comente qué está leyendo, por qué lo escogió y qué es lo que más le llama la atención de ese libro. De este modo también potenciamos la decisión, el gusto y llamamos el interés de aquellos que aún no se animan a leer por su propia cuenta.
(Fuentes: guioteca.com – abc.es ) https://educrea.cl/7-consejos-para-fomentar-el-gusto-por-la-lectura/

PARA AMPLIAR:
PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • Desde tu experiencia ¿qué es lo que más te animó a leer? y ¿qué fue lo que produjo el efecto contrario?.
  • ¿Cómo harías tú para animar a la lectura?, ¿qué estrategias o qué actividades propondrías para que todos, adultos y niños o jóvenes, tomen mayor interés por la lectura?.
  • Y tú mismo/a: ¿cómo motivarte a ti mismo/a para ser una persona más amante de la lectura?. ¿Qué vas a hacer al respecto?.

sábado, 21 de abril de 2018

La Tierra, nuestra casa



Día de la Tierra (22 de abril)

OBJETIVO DE LA JORNADA Tomar conciencia de la armonía que podemos y debemos vivir con la casa común de la humanidad: la Tierra, adoptando actitudes respetuosas con ella y potenciadoras de esa armonía que debe haber.

Todos los 22 de abril de cada año se celebra en todo el mundo una fecha muy importante como lo es el Día Mundial de la Tierra, el cual tiene como objetivo fundamental el cuidado, mantenimiento, conservación y valoración de nuestro planeta y todos sus recursos naturales. Esta fecha conmemorativa no debe celebrase solo los 22 de abril, sino todos los días de cada año se debe actuar en favor de nuestro medio ambiente, naturaleza y el planeta tierra.
Así pues, no solo en este día se debe cuidar y proteger nuestro entorno ambiental y los recursos de la naturaleza, sino que en todo momento se debe educar para sembrar la conciencia ambiental y lograr así un cambio de comportamiento humano, que permita alcanzar un desarrollo sostenible, sustentable y un equilibrio ecológico.
En este sentido, la tierra necesita de toda la humanidad y que todos los días del año le demuestren su importancia, por medio de una educación ambiental que permita combatir los problemas ambientales actuales y revertir la crisis ecológica que está amenazando tanto la calidad de vida de las sociedades, como la de los seres vivos y el medio ambiente.
Sin duda alguna, es importante promover la responsabilidad ambiental y el respeto por toda la creación universal del Dios poderoso, como una herencia que merece ser valorada para las futuras generaciones. Por eso, esta celebración que tiene sus orígenes por primera vez desde 1970 para lograr una conciencia ecológica de toda la humanidad en cuidar el planeta tierra como el único que tenemos para la existencia en el mismo.
Finalmente, no sólo en este día debemos rendirle homenaje a nuestra madre tierra, sino que siempre debemos actuar de miles maneras en cuidar y conservar la naturaleza y sus recursos. El día mundial de la tierra, es lograr que todos los días la población humana fomente actividades en favor del ambiente y la tierra para una mejor calidad de vida de todos.

ENLACES PARA AMPLIAR Y CONCRETAR EL COMPROMISO:
  1. Soluciones Ambientales
  2. Soluciones a los Problemas Ambientales
  3. Soluciones Calentamiento Global y Cambio Climático
  4. Soluciones a la Contaminación Ambiental
  5. ¿Cómo Cuidar el Medio Ambiente?
  6. ¿Cómo Cuidar el Planeta Tierra?
  7. ¿Cómo Cuidar la Biodiversidad?
  8. ¿Cómo Cuidar la Naturaleza?
  9. ¿Cómo Cuidar el Agua?
  10. ¿Cómo Ahorrar Agua?
  11. ¿Cómo Ahorrar Energía?



Todos los días es el Día Mundial de la Tierra.

PARA AMPLIAR:
PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • ¿Qué problemas medioambientales se dan en tu barrio, localidad, comunidad autónoma?. ¿Cuáles son las causas de esos problemas?, ¿y sus consecuencias?.
  • ¿Cómo están interviniendo las administraciones públicas al respecto?, ¿cómo lo están haciendo otras organizaciones?; pon ejemplos concretos.
  • ¿Qué ideas o propuestas viables hemos hallado en los enlaces anteriores tanto del artículo como de los propuestos para ampliar?.
  • ¿Cómo llevar esto a la práctica: en casa, en nuestro centro docente, en la calle,...?.

miércoles, 18 de abril de 2018

La Tierra y la mujer son el vientre del ser humano


El Papa Francisco nos ha ofrecido una extraordinaria Encíclica, la LAUDATO SI (Alabado seas mi Señor por nuestra madre Tierra), sobre el cuidado de la Tierra, a la que él llama la Casa Común, aludiendo al Cántico de las Criaturas de san Francisco de Asís. Esta Encíclica aborda de manera sistemática e integral el gran problema del deterioro de la naturaleza  y del hombre al mismo tiempo, como algo interconectado e inseparable.

Por lo que hasta ahora sabemos, el planeta Tierra es, con muchísima diferencia, el más bonito,  maravilloso y extraordinario de cuantos conocemos, sin posible comparación con ningún otro. Su evolución a través de muchos millones de años y de un enorme y prolongado esfuerzo, fue capaz de producir la inteligencia, llegar a la hominización, dar origen al ser humano. Por eso el hombre es el pensamiento consciente de la Tierra. El ser humano es la misma Tierra en su expresión de conciencia, libertad y amor. La Tierra y la mujer son el vientre del ser humano.
Por eso, nuestra primera actitud hacia ella, como hacia la mujer, debe ser de gran respeto, asombro, admiración y alabanza, así como de agradecimiento, amor y cuidado.

Hoy sabemos que todas las criaturas tienen su valor y su belleza intrínsecos. Sabemos que todo está interconectado y todo tiene su sentido. Todas ellas tienen mil motivos para ser respetadas, cuidadas, cultivadas y admiradas. Todas ellas nos conducen a preguntarnos por su origen, pues llevan la firma de su Creador (Romanos 1,20).
Hoy tenemos más claro que nunca que los recursos de la Tierra son limitados y que el hombre depende de la Tierra, pero no la Tierra del hombre, pues ella puede sostenerse y desarrollarse por sí misma, sin el hombre, como lo hizo durante millones de años. Por tanto, para cuidar al hombre es imprescindible cuidar la Tierra.
Partiendo de estos criterios básicos, la Encíclica aborda en primer lugar la tragedia de lo que está pasando en Nuestra Casa Común, la Tierra, sobre todo desde hace unos 200 años con el comienzo de la era industrial:
  1. -Hemos partido del supuesto de que sus recursos eran ilimitados por lo que hicimos uso y abuso irresponsable de sus bienes: nos consideramos con derecho a explotarla y dominarla sin límite.
  2. -Con la contaminación de todo tipo, especialmente Dióxido de Carbono (CO2), Metano (CH4) y Oxido Nitroso (N2O),  estamos dañando el suelo, el aire, el agua y los seres vivos.
  3. -Con la deforestación (25.750 Has. por día, más de 9 millones por  año), estamos eliminando el área boscosa del planeta, fuente del oxígeno que respiramos, reducimos la biodiversidad genética y aceleramos la desaparición de especies (150 por día, según la ONU).
  4. -Con la manipulación genética estamos modificando el ADN de muchos seres vivos, sin saber a dónde nos puede llevar este proceso.
Este deterioro y empobrecimiento global del planeta afecta especialmente a los más pobres, pues es en sus países donde más lo estamos explotando y  dañando, de tal manera que la Madre Tierra es ya un pobre más entre los empobrecidos del mundo. El espolio que los países más ricos con sus multinacionales, están haciendo de Africa es un enorme crimen contra los habitantes del continente más rico del planeta en MM.PP., pues tiene un tercio de todos los minerales del mundo, pero lleno de pobres por todas partes, que está obligando a millones a emigrar hacia campos de refugiados, o hacia países extranjeros que no los quieren recibir como la UE. Occidente y otros países como China e India, quieren bien abiertas las puertas de Africa para entrar expoliar minerales y tierras para monocultivos, pero mantenerlas bien cerradas para que no pueden salir.

La Encíclica se fija especialmente en los siguientes hechos más graves:
  1. -la contaminación que produce millones de muertes prematuras, especialmente de los más pobres.
  2. -la acumulación de desechos, muchos no biodegradables, y el no reciclado de los biodegradables, como el papel, por lo que la Tierra y el mar son, cada vez más, un depósito de basura (isla de plástico en el Pacífico).
  3. -el calentamiento del sistema climático por aumento de los gases de efecto invernadero, aumento del nivel del mar (la 4ª parte de la población mundial vive junto a él o muy cerca), eventos meteorológicos extremos (deslaves, terremotos, inundaciones extremas), disminución del agua potable y su calidad (el oro azul del futuro, con tendencia a su privatización lo que puede originar grandes conflictos sociales con guerras por el control del agua), el trágico aumento de migrantes huyendo de situaciones adversas.
  4. -pérdida de biodiversidad: cada año desaparecen miles de especies vegetales y animales para siempre, tanto en el mar como en los continentes, que ya no podremos conocer ni utilizar para la alimentación, la curación de enfermedades, avances científicos, obtención de nuevos productos, etc.
  5. -deterioro de la calidad de vida por el crecimiento desmedido y desordenado de las ciudades que las hace insalubres, donde vivimos rodeados de cemento, asfalto, vidrios, metales, privados de luz natural y de naturaleza, sobre todo los más pobres con muy mala calidad de vivienda o casi nula (chabolas, chozas, champitas, etc.); así como las áreas industriales cercanas o metidas en las mismas ciudades con la consiguiente contaminación aérea, acústica, densidad de tráfico, etc.; el deterioro del clima social con el narcotráfico, las drogas, las dependencias, la pérdida de identidad, la delincuencia, los consiguientes internamientos carcelarios, el desasosiego personal, la inestabilidad laboral, la violencia de género.
  6. -la inequidad y desigualdad planetarias, o la asimetría Norte-Sur fruto de la injusticias que los países del Norte cometen con los países del Sur, que siendo los más ricos en materias primas explotadas por los del Norte, albergan a la mayor parte de los más pobres de la tierra, unos 850 millones de personas, que carecen de lo más necesario para vivir y no tienen acceso a los derechos humanos más elementales: alimentación (se desperdician al año 1.400.000 Tn. de alimentos), agua, vestido (se desperdician al año 1.500.000 toneladas de ropa: la industria textil es de las más contaminantes), vivienda, educación, salud, electricidad, formación profesional, etc., porque allí es donde los países ricos más explotan la Tierra, como en las minas de coltán (Congo, Ruanda…) y oro (Guatemala, por Montana Explotadora), y más aun se explota y perjudica y se abusa de los seres humanos que allí viven.
La Encíclica se fija en la debilidad de la reacción ante estas situaciones, porque no escuchamos el gemido angustioso de la Hermana Tierra unido al gemido de los empobrecidos y abandonados del mundo. Nunca hemos lastimado y maltratado tan mal a la Madre Tierra como en los últimos dos siglos. Esa debilidad de reacción se demuestra en el sometimiento de la política internacional y nacional a la tecnología y a las finanzas que se hizo patente en el fracaso de las Cumbres mundiales sobre el medio ambiente. El interés económico particular y sobre todo de las grandes corporaciones multinacionales, junto con la corrupción que las acompaña,  prevalecen siempre sobre el bien común. Aunque crece en la población la sensibilidad ecológica integral, sin embargo el poder económico-político del neoliberalismo capitalista impone sus intereses comerciales por encima de todo, incluso acudiendo al comercio de armas y a las guerras, las cuales producen daños muy graves a las personas y al medio ambiente. Hasta la cadena de Tv de la Conferencia Episcopal Española vino a justificar hace pocos días la venta de cinco corbetas a la marina real de Arabia Saudita por un importe de 2000 millones de €.

La Encíclica se fija en el Evangelio de la Creación: es necesario sanar todo lo que hemos dañado y destruido, por lo que ninguna rama de la ciencia, ninguna sabiduría, ninguna filosofía, ninguna religión, pueden dejar de lado este grave problema. Todos debemos buscar juntos caminos de liberación: creyentes, agnósticos, ateos,  porque todo se basa en la inmensa dignidad y el valor de la persona humana y de toda criatura. Los creyentes tenemos como mandato el guardar y cultivar la tierra, con opción preferencial por los empobrecidos, en la lucha contra el mal donde quiera que se dé, en la prioridad del ser sobre el tener, en los grandes valores sobre los que se sustenta el mensaje bíblico y evangélico: la justicia, la igualdad, la solidaridad, la fraternidad universal, el amor a todos y a toda la creación.

A los cristianos nos interpela ser los primeros en luchar por la liberación, el crecimiento, la plenitud, el desarrollo integral de todos y de toda criatura.
Por lo tanto, todos y todo tenemos los mismos derechos inviolables, no hay nadie superior a nadie, nadie nace con más derechos que nadie. Nadie tiene derecho a usar y menos abusar injustamente de nadie ni de nada; y por tanto todo mal trato, todo ensañamiento con toda criatura es contrario a la dignidad de cada ser vivo, como hacer sufrir a los animales para disfrute personal, como los toros o la caza por diversión, como el hijo de Trump cazando cabras monteses hace unos días en Teruel.

El control económico del mundo cada día que pasa está en menos manos cada vez más poderosas, sobre todo la alimentación, en manos de unas pocas pero enormes corporaciones multinacionales que producen mucha comida pero insana y adulterada química o genéticamente. Es necesario no marginar a millones de pequeños agricultores, que producen alimentos naturales, ecológicos, sanos y nutritivos. Es necesario limitar los experimentos con animales y especies y controlar los OGMs, no solo por la incidencia que pueden tener en el orden genético que desconocemos y reducen la biodiversidad genética, sino porque de hecho están en manos de multinacionales que con sus patentes mundiales no solo los monopolizan a ellos, sino también los tratamientos, los fertilizantes y los manejos que necesitan, así como la concentración de las tierras más productivas en manos de unos pocos, cuyos ancestrales cultivadores pasan a ser trabajadores precarios de esas multinacionales, cuando no expulsados de ellas, como los indígenas de América o nos nativos de Africa.

Unas líneas de actuación:
  1. -Es indispensable un consenso mundial que lleve a programar una agricultura sostenible y diversificada, a desarrollar formas renovables y poco contaminantes de energía, a fomentar una mayor eficiencia energética, a promover una gestión más adecuada de los recursos forestales y marinos, a asegurar a todos el acceso al agua potable.
  2. -Es necesaria decisión política para poner en práctica, mediante la cooperación internacional los contenidos de la Declaración de Estocolmo (1992), de la Convención de Viena (1985), la Conferencia de las Naciones Unidas de Río de Janeiro (2012), y otras Convenciones Internacionales.
  3. -Son necesarias medidas estrictas y de obligado cumplimiento en cuanto a la emisión de gases de efecto invernadero, sobre todo de aquellos países que más contaminan, sin ampararse en la compraventa de bonos de carbono.
  4. -El creciente problema de los residuos marinos y la protección de las áreas marinas más allá de las fronteras nacionales continúa planteando un desafío especial, y exige severos mecanismos internacionales de reglamentación, control y sanción.
  5. -Es necesaria una verdadera autoridad política mundial para gobernar la economía mundial y defender los intereses globales.
  6. -Son funciones impostergables de cada Estado planificar, coordinar, vigilar y sancionar dentro de su propio territorio todo aquello que afecte al medioambiente. Los límites que debe imponer una sociedad sana, madura y soberana se asocian con: previsión y precaución, regulaciones adecuadas, vigilancia de la aplicación de las normas, control de la corrupción, acciones de control operativo sobre los efectos emergentes no deseados de los procesos productivos, e intervención oportuna ante riesgos inciertos o potenciales.
  7. -Desarrollar cooperativas para la explotación de energías renovables que permiten el autoabastecimiento local e incluso la venta de excedentes.
  8. -Promover una agricultura diversificada con rotación de cultivos.
  9. -Los estudios de impacto ambiental deber preceder siempre a la ejecución de los proyectos, en cuya discusión deben ser especialmente tenidos en cuenta los habitantes locales.
  10. -La política y la economía han de planificarse siempre al servicio de la vida, no del dinero. No se puede justificar una economía sin política, la cual dejaría las manos libres incluso para la criminalidad organizada, la trata de personas, el narcotráfico, la violencia, etc.
  11. -Los países desarrollados han de optar por un decrecimiento tal que no les mermita consumir más de lo necesario, y por tanto favorecer una sana sobriedad a favor de si mismos y los más empobrecidos.
  12. -Apostando por otro estilo de vida, lejos del consumismo promovido por el poder económico-financiero, que nos manipula y quita la libertad excepto para consumir, y nos vacía el corazón de otros valores para que solo necesitemos y busquemos objetos para comprar, poseer y consumir.
  13. -El dueño del mercado debe ser el consumidor, de tal manera que le imponga al productor lo que él quiere consumir. Ahora los grandes productores controlan el mercado, pero debe ser al revés, que sea el mercado quien controle a los productores.
  14. -Es necesario el equilibrio ecológico: el interno con uno mismo, el solidario con los demás, el natural con todos los seres vivos y el espiritual con Dios como sentido último de todos y de todo. No basta con tener información ecológica, necesitamos hábitos ecológicos y ser ciudadanía ecológica. Esto tiene que traducirse en compromisos concretos: evitar el plástico, reducir el uso de papel, ahorrar agua y usar la el grifo (más segura y ecológica que la embotellada), separar los residuos, cocinar solo lo que se va a consumir, no desperdiciar la más mínima comida, no comprar más ropa que la verdaderamente necesaria y usarla hasta que esté gastada, tratar con cuidado y amabilidad a todos los seres vivos, usar el transporte público, compartir el coche, plantar árboles, cuidar con especial esmero a la abejas (les debemos por lo menos el 30 % de lo que comemos), apagar las luces innecesarias, optar por las energías renovables, conducir ecológicamente moderando la velocidad y el consumo de combustible, reutilizar lo más posible, no cambiar de coche hasta que esté gastado, guardar el orden para que el orden nos guarde a nosotros. Todos estos hábitos y actitudes deben enseñarse a los niños desde la infancia porque quien siembra en un niño siembra para siempre. Por tanto, todo esto debe formar también parte del contenido escolar.
  15. -Para los creyentes todo esto es doblemente interpelador: si Dios cuida de los pájaros y de los lirios del campo, mucho más debemos hacerlo los creyentes en El. Quien no ama a los animales y a las plantas, tampoco ama a los demás y menos a Dios, porque cada criatura refleja algo de Dios y tiene un gran mensaje que enseñarnos. Una sublime fraternidad con todo lo creado tiene que estar presente en cada momento en nuestras vidas y pedir perdón cada vez que sin motivo causamos daño a cualquier criatura.
Tomemos ejemplo de los antiguos mayas: para nosotros un árbol es simplemente un ser que nos da madera o fruto, pero para los mayas el árbol no es tan sólo un trozo de madera, una tabla o una viga del tejado: es un ser con muchos brazos (ramas), miles de lenguas (hojas), duerme en el invierno, sonríe en la primavera, es madre generosa en el verano y se recoge a meditar en la intimidad del otoño. Es Dios que vive dentro de él, porque todo en él es vivificado por Dios.

El Cosmos, nuestra madre tierra, son el altar del mundo de los cuales Jesús, por María, construyó su propio cuerpo, su propia naturaleza humana. Por eso para los creyentes el mundo es sagrado, es divino, es santo, del cual los seres humanos somos piedras vivas a los que Jesús vino para que tengamos vida y vida más que abundante. Es por eso que el Universo entero participará con nosotros en la plenitud definitiva, sin fin, en la fiesta eterna del Reino de Dios.

Nos compete a los cristianos, los primeros, desarrollar la dimensión política del amor fraterno, comprometiéndonos en actividades que tienen como objetivo organizar la sociedad de tal forma que todos colaboremos al bien común y este compromiso se contagie de tal manera que impregne a toda la sociedad.

Aún más allá de un compromiso ético insobornable (que ya no sería poco), hace falta una espiritualidad y una mística que abarquen al hombre todo entero, que lleguen a las convicciones más profundas de la persona, para que su religación comprometedora con todos y con todo vaya más allá de la ley, de la norma, de la conveniencia, que den fuerza y entusiasmo interior en lo más íntimo de nosotros mismos para encontrar el sentido último de nuestra vida y del universo, que sustenten nuestra esperanza más allá de toda crisis, incluida la de nuestro prematuro fracaso humano, e incluso superadora de una eventual catástrofe de todo el sistema Tierra, que siempre encontrará en si misma fuerza impulsora para seguir adelante, y en todo caso también estará Dios como el origen de la Cosmogénesis para llevarlo a la meta definitiva de la plenitud.

Nota especial: “Dejen las bolsas de plástico en el avión”. Si viajamos a Ruanda, Mauritania, Uganda, Gabón, Kenia, Etiopía o Senegal, olvidémonos de intentar entrar con plásticos,  pues están prohibidos. En Ruanda lo hemos comprobado recientemente. 
En España y la mayoría de los países europeos hemos cometido la ridiculez de poner un precio  irrisorio (2 ó 3 céntimos) a las bolsas para disuadir de su con sumo. Tomemos ejemplo de esos países africanos, algunos de los cuales hicieron un esfuerzo gigantesco para plantar muchos millones de árboles.

Un cordial saludo al Hombre y a la Madre Tierra.- Faustino Vilabrille

domingo, 15 de abril de 2018

La indignidad de la explotación infantil



Día contra la esclavitud infantil (16 de abril)

OBJETIVO DE LA JORNADA: Tomar conciencia de la gravedad que supone la esclavitud infantil que se ejerce en niños obligados a trabajar además en condiciones infrahumanas, a casarse obligados por el fanatismo de alguna religión, a prostituirse sometidos en situación de trata,... e impulsarnos a tomar partido por la defensa de sus derechos humanos.

CAUSAS Y CONSECUENCIAS DEL TRABAJO INFANTIL:

Son los niños y niñas menores de edad que realizan cualquier actividad económica de producción que afecte su desarrollo personal o el disfrute de sus derechos. Esto priva a los niños de su niñez, su potencial y su dignidad, y que es perjudicial para su desarrollo físico y psicológico.

Existen variadas razones entre las cuales se destacan:
  1. La marginación social y extrema pobreza: La familia en general carece de las condiciones necesarias de subsistencia y hace que los niños trabajen para mantener la economía familiar.
  2. Redes de explotación infantil: Múltiples redes del crimen organizado trabajan en todo el planeta para usar a los niños y niñas en sus propósitos económicos, como la mendicidad y la prostitución.
  3. Por negligencia de sus padres: Esto es un acto de irresponsabilidad paterna. Es muy frecuente en padres adolescentes.
  4. Por orfandad: Esto se da cuando los niños o adolescentes son huérfanos y no tienen como sostenerse económicamente por ellos mismos.
  5. Los padres  ven en sus hijos la forma de adquirir un beneficio solo por el simple hecho de que son muchas veces niños pequeños y de esa forma a la vista de la gente son niños de bajos recursos pero la realidad es que tienen un padre y madre que sobreviven de lo que sus hijos obtienen.

Se puede hablar de distintos tipos de consecuencias del trabajo infantil, ya que afecta su desarrollo físico y mental, su salud y su vida misma.
  1. En las consecuencias físicas se puede encontrar el sobre esfuerzo que realiza el niño, las tempranas horas de su trabajo puede causarle enfermedades bronco respiratorias. Acarrear pesos y mantener posturas forzadas por mucho tiempo pueden hipotecar el crecimiento y el desarrollo óseo. Los ruidos causan sorderas parciales.
  2. En cuanto a las consecuencias psicológicas el hecho de empezar a una temprana edad el trabajo, al no estar rodeado por un entorno acorde con su edad lo que involucra un efecto en la socialización de un niño o niña y en su proceso de construcción de la identidad. La ausencia de tiempo para jugar y de descanso, el distanciamiento de las familias pueden tener repercusiones negativas sobre la psicología infantil.
  3. El niño también padece las consecuencias a nivel social ya que los niños dejan su tiempo de jugar sus juguetes para cambiarlas por tiempos de trabajo e instrumentos de ello, dejando actividades propias de su edad. También dejan sus estudios para convertirse en un adulto que no tiene la preparación necesaria para desenvolverse en esta sociedad globalizada.
  4. Otra consecuencia más es la escolar en las que los niños dejan su tiempo de jugar sus juguetes para cambiarlas por tiempos de trabajo e instrumentos de ello, dejando actividades propias de su edad. También dejan sus estudios para convertirse en un adulto que no tiene la preparación necesaria para desenvolverse en esta sociedad globalizada.

PARA AMPLIAR:
PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:
  • Según la información obtenida tras la lectura de este artículo y los enlaces para ampliar ¿qué contestarías a estas preguntas?:
    • ¿Qué entendemos por explotación infantil?.
    • ¿Cuáles son las causas que provocan la explotación infantil?.
    • ¿Qué consecuencias produce esto?.
    • ¿En qué tipo de actividades económicas se utiliza más a los niños?.
    • ¿Por qué a pesar de todos los esfuerzos actuales por erradicar la esclavitud infantil sigue produciéndose hoy?.
  • ¿Cómo hacer para erradicar del todo la esclavitud infantil?.
  • ¿Qué gestos podríamos llevar a cabo en nuestro centro docente para manifestar nuestro rechazo a la explotación infantil?.

jueves, 12 de abril de 2018

Ideas básicas acerca del trabajo infantil

Trabajo Infantil: Tipos, Causas, Consecuencias.

El trabajo infantil es un tema que preocupa a nivel mundial. Miles de niños son forzados a realizar tareas muy duras diariamente.
Tal vez te estés preguntando cuál es el límite entre el trabajo o la explotación infantil y las tareas que sanamente un niño de cierta edad puede realizar.

¿Qué es el trabajo infantil?.

A veces la línea que separa este tipo de crimen de aquellas tareas que ayudan al desarrollo de la niñez puede ser muy delgada.
Es importante tener en cuenta la cantidad de horas a las que el niño esta sometido a realizar la tarea, al igual que los objetivos que hay detrás de la misma.
También dentro de la niñez hay un rango de edades, y no es lo mismo un niño de 4 años realizando un trabajo duro, que uno de once vendiendo limonada.
Sin embargo, la Organización Internacional del Trabajo es muy clara al momento de definir el Trabajo Infantil:
Es aquél que priva a los niños de vivir su etapa de niñez de manera natural. Son las tareas que les impiden desarrollarse adecuadamente y de manera digna.
Traducido a acciones cotidianas, el trabajo infantil es aquél que:
  1. No les permite escolarizarse como corresponde. Sea porque no pueden asistir regularmente a clases o porque disponen de poco tiempo para estudiar, el proceso de aprendizaje se ve interrumpido o alterado.
  2. Compromete su integridad física y su salud mental. A veces la tarea significa un mayor esfuerzo físico del que pueden soportar. También, y no menos importante, la salud mental del niño está en riesgo, ya que tiene que vivir situaciones para las que no está psicológicamente preparado.
  3. Afecta sus relaciones personales. El trabajo físico les quita tiempo a los niños para jugar e interactuar con sus pares, lo cual es fundamental para un desarrollo adecuado.
Estadísticas del trabajo infantil: números sorprendentes.

Según datos divulgados por Unicef, se estima que son aproximadamente 150 millones los niños que trabajan en todo el mundo, de entre 5 y 14 años. 
Esta cifra viene disminuyendo en los últimos años, aunque de todas maneras es una cifra muy elevada.
Cuando se analiza la distribución geográfica de esos niños, África es el continente que encabeza la lista. En promedio, uno de cada cuatro niños africanos realiza trabajo infantil.
Asia ocupa el segundo lugar y los datos indican que un niño de cada ocho realiza trabajo remunerado en este continente.
En América Latina, esta cifra disminuye a uno de cada diez.
A nivel mundial, se viene registrando un lento descenso de la cantidad de niños que realizan trabajos infantiles. No obstante, en África la cifra continúa aumentando.

Tipos de trabajo infantil.

Dependiendo de la cultura del país, del nivel socio-económico del lugar y de cuán severas sean las políticas sociales, el Trabajo Infantil se presenta de distintas maneras.
Una de las peores formas de trabajo infantil es aquélla que supone claras condiciones de esclavitud.
En este caso los niños suelen ser separados de su familia y reciben escasa o ninguna remuneración, solo trabajan por el alimento.
Otras dos modalidades que también se encuentran entre las peores formas de trabajo en niños son la prostitución y la pornografía infantil.
Sin embargo, más allá de las distintas formas, Unicef distingue entre dos grandes tipos de trabajo infantil:
  1. Niños que trabajan dentro del núcleo familiar. Junto a sus padres y hermanos en familias de campesinos o artesanos, los niños trabajan y aportan a la economía de la casa. En este caso, la situación típica responde a una gran pobreza de la familia, la que no dispone de infraestructura ni de las mínimas garantías sociales. En estos casos el niño suele trabajar pocas horas y si bien lo hace en condiciones precarias, toda la familia participa de tales condiciones.
  2. Los niños trabajan bajo órdenes de terceros. Muchas veces son empresas multinacionales las que contratan este tipo de mano de obra. Otras veces son personas que tienen negocios fraudulentos y se aprovechan de condiciones de vulnerabilidad. Es en este segundo grupo se encuentran generalmente los peores casos de explotación infantil.
Las 5 industrias que más emplean mano de obra infantil.

¿Sabes cuáles son los productos que más mano de obra infantil emplean?. Te mostramos a continuación el “top five”:

1- Extracción de oro: Este metal, muy preciado en el rubro de la joyería y la electrónica, es una causa importante de trabajo infantil.
El trabajo de extracción en las minas artesanales subterráneas, emplean a miles de niños. Es un trabajo que supone condiciones ambientales extremas, muchas de ellas sumamente tóxicas para el organismo.
Países como Bolivia, Colombia, Senegal e Indonesia, figuran entre los que más emplean a niños para este tipo de tarea.

2- Cultivo de Algodón: Al ser la fibra textil más usada, este cultivo demanda mucha mano de obra en el mundo entero.
En países como Uzbekistán, los niños son obligados a trabajar en su cosecha durante el descanso escolar.
También Brasil registra un alto porcentaje de trabajo infantil en este sector.
En estos casos, las políticas sociales no han tenido éxito al momento de frenar la situación.

3- Cultivo de Caña de Azúcar: Es un caso muy similar al anterior, con el agravante que las condiciones representan mayor riesgo para los niños. Herramientas pesadas y filosas comprometen seriamente la salud de los menores.

4- Fabricación de Ladrillos: En países como Nepal, Pakistán e India, es muy frecuente que cuando una familia contrae una deuda que no puede pagar, envía a sus niños a fabricar ladrillos.
Desafortunadamente, esta práctica es tradicional, y por eso aún se mantiene vigente. Estos niños trabajan largas jornadas, muchas veces en condiciones climáticas adversas.

5- Cultivo de Café: Especialmente niños africanos y latinoamericanos, son sometidos a exigentes condiciones de trabajo en la industria cafetera.
En el momento de la cosecha, suelen trabajar diez horas diarias, mientras que en la siembra, la preparación de la tierra y los almácigos, trabajan hasta 8 horas diarias.

6- Otros: Conflictos armados. Coltán. Explotación sexual. Cultivo de la tierra. Pesca y acuicultura. Silvicultura. Ganadería.

Causas del trabajo infantil.

Estos niños, en la mayoría de los casos, son obligados por sus propios padres o familiares a realizar trabajos remunerados.
Otra característica es que quien contrata este tipo de mano de obra, paga menos que lo que le correspondería a una persona mayor.
De esta forma se establece un negocio en torno al trabajo de los niños, el cual alimenta y potencia uno de los flagelos de la humanidad.
Incluso, en muchos casos, la remuneración por el trabajo que estos niños realizan no es económica. A cambio de largas horas de trabajo, se le da el alimento del día.

¿Por qué aún persiste el trabajo infantil?.

Seguramente piensas, como la mayoría de las personas, que el trabajo infantil es algo que no debiera existir, ya que todos los niños tienen derecho a desarrollarse adecuadamente.
Si bien el número de niños trabajadores viene disminuyendo lentamente y también se ha registrado un descenso en la cantidad de niños empleados en las peores formas de trabajo infantil, muchos aún continúan trabajando en terribles condiciones.
Los profesionales explican esta realidad a través de las siguientes causas:
  1. La pobreza. La gran mayoría de los niños que forman parte del mercado de trabajadores infantiles pertenecen a hogares pobres. Esta es una causa que potencia la especie de círculo vicioso que se establece en torno al problema.
  2. Los niños salen del sistema educativo para trabajar, no se forman y por lo tanto continúan siendo pobres. Y las futuras generaciones siguen el mismo camino.
  3. La pobreza que se establece y se potencia con el transcurso de las generaciones no es solo económica.
  4. Al quedar excluidos del sistema educativo, el marco de valores se ve vulnerable a otras miserias.
  5. Vicios como el alcohol, el tabaco y el consumo de drogas comienzan a rondar prontamente el ambiente en el que se mueven los niños explotados.
  6. Políticas de estado ineficientes. Cuando los estados carecen de normas claras al respecto del trabajo infantil, inmediatamente se establece el problema.
  7. Muchos empresarios y pequeños propietarios visualizan en el trabajo infantil un mecanismo válido para que sus negocios sean más rentables. Esto se complementa con la falta de un marco legal que castigue severamente este tipo de delitos.
  8. Educación deficitaria. Cuando hay una demanda de un servicio, es que hay personas convencidas de que ese servicio es la solución para su negocio.
  9. En la demanda de trabajo infantil hay un claro déficit en términos de educación y valores. Estos se inculcan y transmiten en el hogar y en los ámbitos educativos.
  10. También es el entorno familiar el que muchas veces promueve la explotación de sus propios hijos, porque no es capaz de ver más allá de las necesidades básicas e inmediatas.
  11. Probablemente estas mismas personas hayan sido explotadas durante su niñez también.
En resumen, el problema del trabajo en la infancia aún es importante a nivel mundial.
Cuando haya menos pobreza, más educación y mejores políticas de estado, seguramente esta situación podrá mejorar.